Pilates




Se trata de un modo de entrenamiento mental y físico ideado en el siglo XX por Joseph Pilates (de ahí su nombre), y se ha popularizado mucho en los últimos años en diversos países de todo el mundo como Estados Unidos, Gran Bretaña, Alemania, Francia, España…etc.

Su autor J. Pilates lo ideó basándose en multiples disciplinas que dominaba basadas en el ejercicio físico y combinándolas con técnicas de control mental como la relajación y el tipo de respiración aplicada buscando un fin determinado: usar la mente para dominar nuestro cuerpo.

Principios fundamentales del método Pilates

Método pilates

Aunque el Pilates fue creado en un principio siguiendo unos mecanismos determinados, este ha ido evolucionando a lo largo del tiempo y con la práctica del mismo han ido apareciendo innumerables estilos con diversas aplicaciones.


No obstante, hay una serie de principios fundamentales del método pilates que todas estas versiones deben incorporar: la concetración, el control, la centralización, el flujo o la eficiencia en el movimiento, la precisión y la respiración.

Concentración

Debes concentrarte en lo que estás haciendo en todo momento a través de la realización de ejercicios con movimientos suaves, esto no es sencillo, pero con el Pilates es incluso más importante la forma en que se realizan los ejericios que los propios ejercicios en sí y esto requiere de una buena concentración a nivel físico y mental.

Control

Todos los ejercicios que se realizan con el métodos Pilates se hacen a través del control de los músculos que se trabajan en cada momento. El método Pilates te enseña a tomar el control de tu propio cuerpo en sintonía con tu mente.

Centralización, centro de energía o powerhouse

Las personas que practican el método Pilates y tratan de dominar sus cuerpos deben tener un punto de partida: el centro o powerhouse.
El centro es el punto focal del Método Pilates. Este se basa en un grupo de músculos que se encuentran en el centro de nuestro organismo como son el abdomen, espalda, glúteos, las caderas y los múslos según muchos monitores.


Flujo o eficiencia del movimiento

Una vez se ha conseguido la precisión en los ejercicios que realizamos, los movimientos se orientan a fluir entre sí con el fin de aumentar la resistencia y la fuerza. El método Pilates se basa en fluir los movimientos hacia el exterior partiendo del centro de enegía de nuestro cuerpo.

Precisión

Es muy importante concentrarse en realizar los movimientos de forma correcta y no realizarlos de forma incorrecta sin obtener los beneficios de los mismos. Se trata de realizar movimientos precisos y concretos en vez de realizar varios ejercicios a medias y de forma incorrecta. De esta forma el método Pilates se basa en un principio común, ganarás más fuerza con pocos ejercicios correctos realizados con precisión y de forma enérgica que realizando muchos ejercicios imprecisos y lentos.

Respiración

La respiración es muy importante en el método Pilates. Este método exige realizar una respiración adecuada en todo momento concentrándonos e inhalando por la nariz y exhalando por la boca, acoplándola con los movimientos que vamos realizando en todo momento. Es de vital importancia para la práctica de Pilates aprender a respirar correctamente en todo momento. A través de una respiración adecuada conseguimos una mayor capacidad en los pulmones así como una buena circulación sanguínea.


Beneficios del Pilates

Tal y como se ha explicado el Pilates se basa en una serie de movimientos de nuestro organismo basados en unos principios determinados que nos ayudan a mejorar la flexibilidad, la resistencia y la fuerza muscular.

Se pone especial interés en alinear la columna con la pelvis realizando en todo momento una respiración adecuada desarrollando nuestro centro de energía o núcleo mejorando con ello la coordinación y el equilibrio. Los ejercicios y movimientos que realizaremos en una clase de Pilates irán de menor a mayor dificultad y de menor a mayor nivel de exigencia e iremos evolucionando desde un nivel de principiante hasta alcanzar un nivel avanzado incrementando el grado de dificultad.

Con la práctica del Pilates mejoraremos nuestro tono muscular. Es muy recomendable para aquellas personas que requieren de una rehabilitación mejorando nuestro equilibrio, la fuerza, la estabilización de la zona lumbar y eliminando el dolor de espalda y pelvis.

Por supuesto, a través del Pilates también obtendremos innumerables beneficios no solo a nivel físico, también los obtendremos a nivel mental aumentando nuestra capacidad de concentración y eliminando estrés acumulado. También adquirimos un mayor control sobre nuestro organismo a través de nuestra propia mente.

Ejercicios de Pilates online

Aunque actualmente existen una gran variedad de modalidades de Pilates, se pueden distinguir dos grandes grupos o disciplinas.
La primera se basa en la realización de ejercicios con la ayuda de máquinas diseñadas para tal fin. Y la segunda se basa en la realización de ejercicios en el suelo sobre una colchoneta. No obstante, esta última variedad también puede incluir el uso de algún aparato.

Es frecuente por las personas que practican asiduamente Pilates que estos practiquen también dichos ejercicios de pilates en casa, para ello existen numerosas webs en las que podremos visualizar vídeos de Pilates online para practicarlos tutorizados por un monitor.


Acceda a toda la informacion sobre el fitness.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


2 × = dos

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>